El relieve representa un retrato de un hombre de mediana edad, desde la cabeza hasta los hombros. Ocupa el centro de la composición.
Tiene tres texturas. Una de cartulina blanca que identifica la piel y el fondo de la ropa. Otra de plastilina naranja que define los contornos de la figura y una textura de pintura acrílica para el fondo de la obra.
El fondo es azul cian y contrasta con la figura. La cara es ovalada. Está girada hacia la izquierda del espectador. El cabello, rizado, cubre su oreja izquierda.
En la frente tiene dos líneas de arrugas. Las cejas son anchas y arqueadas. Los ojos son grandes. En la sien izquierda tiene arrugas de pata de gallo. La nariz es angular.
Dos marcas de expresión definen los pómulos. Los labios son gruesos. Su cuello es ancho. Tiene arrugas en el lateral izquierdo de la boca y del cuello.
Lleva una cazadora de rockero sobre una camiseta. Los cuellos están levantados y tienen tachuelas. Sus hombros están hacia abajo. Sobre su hombro izquierdo se ve una correa que va por debajo del cuello de la cazadora.

Volver al artículo